Abrir un Negocio con un Amigo

Empezar un negocio con un amigo puede parecer una buena idea, pero es muy probable que el estrés del trabajo haga tambalearse la relación de amistad que les une.

Si está considerando la posibilidad de abrir un negocio con un amigo como socio, tenga en cuenta lo siguiente:

¿Trabajan Bien Juntos?

Esta es la pregunta más importante. Puede que se lleven bien como amigos y que tengan una relación de amistad perfecta, pero cuando se trata de una relación laboral la cosa puede cambiar, y mucho.

Imaginarse cómo sería su relación laboral puede ser difícil, pero piense por ejemplo si su amigo tiene madera de líder. ¿Cree que tendrá que tomar usted todas las decisiones? Y si es así, ¿Cómo se siente al respecto?

Si han tenido diferencias en el pasado, ¿Cómo las han resuelto? ¿ Las dejaron pasar y cada uno tiene su opinión al respecto? ¿o llegaron a una conclusión?

¿Tienen las Mismas Expectativas?

Si la idea es de los dos, piensen y decidan lo que esperan exactamente del negocio, como quieren que progrese y cuáles serán las prioridades.

Es posible que tengan una visión del negocio diferente. Esto podría causar un conflicto más adelante si uno de los dos no está de acuerdo con la decisión que se ha tomado.

Responsabilidades

Si no comparten la misma experiencia y aptitudes laborales, es una buena idea que dejen claro desde un principio qué papel desarrollará cada uno en la empresa. Esta es una forma de ahorrarse discusiones en el futuro sobre quién tenía que hacer qué. De esta forma cada uno es responsable de una parte de la compañía, y pueden tomar juntos las decisiones que afecten a toda la compañía.

Share and Enjoy:
  • Print
  • Ghenghe
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
This entry was posted in Nuevas Empresas and tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.